Absueltas las ocho personas detenidas en 2021 por una reyerta en el campamento para migrantes de Las Raíces

El fallo establece que no hay pruebas de cargo que permitan concluir que los acusados atacaran a los agentes de la Policía Nacional ni que lanzaran objetos contra ellos

El Diario, Natalia G. Vargas, 23-11-2022

La Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife ha absuelto a ocho personas detenidas en 2021 durante una reyerta en el campamento para migrantes de Las Raíces, en La Laguna. La Justicia ha estimado los recursos de apelación interpuestos por las representaciones procesales de los investigados y todos han sido absueltos de los delitos de atentado y lesiones.

Prisión para cinco de los ocho detenidos por los disturbios en el campamento de Las Raíces
Prisión para cinco de los ocho detenidos por los disturbios en el campamento de Las Raíces

SABER MÁS
La noche del 6 de abril del año pasado, el hartazgo estalló en este recurso de acogida gestionado por la ONG Accem. En ese momento, más de mil personas convivían en las carpas instaladas en uno de los puntos más fríos de la isla. La falta de agua caliente suficiente, las críticas a la comida que servían entonces y el malestar por la inundación de las tiendas de campaña cada vez que llovía son algunas de las causas que explican la tensión que se vivía en el recurso en ese entonces. A esto se sumaba la tardanza en las derivaciones a la Península y las dificultades que enfrentaban los migrantes para salir de Canarias por sus propios medios.

Esa noche se desencadenó un enfrentamiento con piedras y palos dentro del establecimiento. La Policía Nacional intervino con escudos y pelotas de goma y detuvo a ocho migrantes de diferentes nacionalidades, tal y como confirmó entonces la Delegación del Gobierno a este periódico.

El Juzgado de Instrucción número 4 de La Laguna, en funciones de guardia, ordenó el 7 de abril el ingreso en prisión preventiva incondicional y comunicada de cinco de los ocho migrantes detenidos. Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Canarias precisaron que estos cinco varones eran de nacionalidad marroquí y que se les imputa la comisión de presuntos delitos de lesiones, riña tumultuaria, desórdenes públicos y atentado a agente de la autoridad.

Según la versión que dio entonces Accem el conflicto comenzó en el comedor entre dos o tres personas y luego se extendió por todo el recurso. Además, apuntaron que el origen del enfrentamiento fue una pelea entre marroquíes y senegaleses que comenzó durante la hora de la cena de un lunes y se prolongó durante la mañana del martes.

Por su parte, la Asamblea de Apoyo a Migrantes de Tenerife difundió un vídeo que mostraba las escaleras de la enfermería del recurso llenas de sangre tras los disturbios de la noche. Los activistas insistían en que la escasez de comida y la convivencia de miles de personas en carpas estaban generando un ‘’caldo de cultivo insostenible’’.

Según el fallo al que ha accedido esta redacción, los testigos no fueron capaces de concretar cuál había sido la contribución de cada uno de los acusados al supuesto ataque a los agentes de la Policía Nacional. “Tampoco fueron capaces de describir cuáles eran los elementos del contexto que permitían concluir que su presencia no era casual o accidental, sino que constituía una contribución objetiva a la acción agresiva”, añade el documento.

A pesar de que las pruebas evidencian que existió un “disturbio colectivo violento’’ en el que participaron muchas personas y también que los detenidos ”como otros varios cientos de personas“ se encontraban en el lugar de los hechos. Sin embargo, ‘’no existe prueba de cargo que permita concluir que cada uno de los acusados personalmente acometió a los agentes, ni que participara en el lanzamiento de objetos’’.

Texto en la fuente original
(Puede haber caducado)